Tratamiento
 
El único tratamiento eficaz, una vez diagnosticada la Enfermedad Celíaca, es mantener una DIETA ESTRICTA SIN GLUTEN DURANTE TODA LA VIDA.

No debe iniciarse la dieta sin gluten sin un diagnóstico previo y seguro de EC, de lo contrario, se puede retrasar o enmascarar ese diagnóstico.

Con el cumplimiento de la dieta se consigue una rápida normalización clínica y funcional, recuperándose las vellosidades intestinales en corto tiempo. En la infancia la mejoría clínica e intestinal comienza en las 2 primeras semanas, alcanzándose la normalización de anticuerpos en sangre en 6-12 meses. En la edad adulta este periodo se prolonga durante más tiempo.

La dieta debe excluir los cereales que contienen gluten (trigo, centeno, cebada, avena, triticale y kamut, y cualquiera de sus derivados), y basarse en una alimentación natural exenta por naturaleza de gluten: lácteos, carnes, pescados, huevos, frutas, verduras, hortalizas, legumbres y, cereales permitidos (maíz y arroz).

Los alimentos elaborados y/o envasados deben evitarse por su dificultad de garantizar la ausencia de gluten. O en su caso consumir productos especiales para celíacos denominados “sin gluten”.

NO se debe caer en el error de pensar que “por un poquito de gluten no pasa nada”, las pequeñas ingestas continuadas de gluten pueden provocar trastornos importantes.

Alimentos